martes, noviembre 04, 2014

Salón de belleza - Mario Bellatin (Fragmento)




Al encender la pira me había puesto uno de los trajes y estaba totalmente mareado. Recuerdo que bailaba alrededor del fuego mientras cantaba una canción que ahora no recuerdo. Me imaginaba a mí mismo bailando en la discoteca con esas ropas femeninas y con la cara y el cuello totalmente cubiertos de llagas. Mi intención era caer también en el fuego. Ser envuelto por las llamas y desaparecer antes de que la lenta agonía fuera apoderándose de mi cuerpo. Pero parece que el canto mitigó mis intentos suicidas. Cuanto más cantaba, más recordaba nuevas melodías y era creciente la sensación de ir entrando en los recuerdos que las canciones me sugerían. Así fue como la pira poco a poco se fue apagando hasta que no quedó sino un humo leve emanando de los restos achicharrados. Yo estaba echado de costado. Uno de los ruedos de mi traje había sido alcanzado por el fuego y el raso que decoraba el vestido estaba completamente chamuscado. De igual modo sentí el cabello y las pestañas. Pese a todo continué echado, maravillándome con las leves volutas de humo. Las canciones habían cesado. Además de la crepitación final del fuego, el único ruido que se podía oír era el de los gemidos que reinaban en el salón principal. 
(Salón de belleza de Mario Bellatin)

Fuente de la imagen: Sebastian Klamt en Photonet

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...